Flores de Bach

 
El uso de las flores de Bach está destinado a aliviar desequilibrios psicoemocionales y de carácter (tales como miedo, impaciencia, angustia, incertidumbre, ira, confusión,
intolerancia, timidez, entre otros) para influir o prevenir padecimientos físicos y/o psíquicos. Esto se basa en el pensamiento de que  las enfermedades son consecuencia
de trastornos o desequilibrios de la dimensión emocional